• eu
  • es

Moción de control sobre la lucha contra la precariedad en el empleo de la ciudad

Es una realidad que la precariedad laboral se ha instalado en la ciudad. Las consecuencias que esa precariedad tienen sobre la vida de la ciudadanía donostiarra requiere de medidas urgentes que empujen desde lo público a establecer condiciones laborales y de vida dignas para la ciudadanía. De igual modo es preciso que desde la administración local se establezcan cauces de dialogo con patronal y representación de trabajadores de la economía local que permitan un diagnóstico sobre el que actuar.

La ciudad en los últimos años ha intensificado su actividad en el sector servicios, ligado al fomento del turismo como principal actividad, de tal modo que el comercio y la hostelería representan ya el 25% de PIB de la ciudad. Según los últimos datos de contratación del pasado mes de junio, el 25% de los contratos suscritos en la ciudad han sido en la hostelería y la modalidad del 41% de todos los contratos suscritos eran temporales a tiempo parcial, de los cuales el 67% se realizaron a mujeres. Esta fotografía refleja el sobredesarrollo de un tipo de sector que ofrece empleo precario y feminizado.

El turismo es una actividad que se desarrolla en un determinado territorio, por tanto el empresariado trata de ajustar los costes laborales en el mismo lugar donde se desarrolla la actividad turística y laboral mediante devaluación salarial e intensificación del trabajo.

Las fuertes variaciones en la demanda de trabajo asociado a una actividad turística que se presenta como estacional y muy cambiante, hace que la clase empresarial necesite de una fuerza de trabajo muy flexible, de ahí que la temporalidad sea muy alta.

Temporalidad y parcialidad en sectores feminizados con bajos salarios unido al incremento de la siniestralidad reflejan un panorama preocupante que aboca a una parte importante de la ciudadanía donostiarra en situación de vulnerabilidad por la precariedad instalada en la economía local.

Oculto dentro de la realidad de la temporalidad, está el fenómeno del fraude laboral; otro elemento que atraviesa esta situación de precariedad. El fraude laboral es un elemento a combatir para conseguir que el trabajo sea decente en la ciudad. Por ello, insistimos en la necesidad de establecer acuerdos con la Inspección de Trabajo y otros organos competentes para facilitar y aumentar el control de las condiciones laborales. En estos momentos que vemos cómo la precariedad se cronifica es preciso actuar de forma conjunta entre distintas administraciones dando una respuesta integral y desde todos los ámbitos posibles.

También a nivel municipal es posible facilitando efectivos de la guardia municipal, con una formación específica previa en el control de las condiciones laborales, y en coordinación con la Inspección de Trabajo, para la obtención de información de las condiciones laborales de las personas trabajadoras en la ciudad en sus centros de trabajo, de modo que incrementando las intervenciones sea posible un mayor control y una lucha efectiva contra la precariedad.

Por todo ello, presentamos la siguiente:

MOCIÓN DE CONTROL

  1. El Pleno del Ayuntamiento de Donostia / San Sebastián insta al gobierno municipal a crear un observatorio municipal de las condiciones laborales en la ciudad donde, junto a patronal y sindicatos, se acuerden medidas de lucha contra precariedad laboral y por un trabajo digno en la ciudad.
  2. El Pleno del Ayuntamiento de Donostia / San Sebastián insta al gobierno municipal a facilitar formación a la guardia municipal en materia de inspección de trabajo y control de las condiciones laborales al objeto de poner en marcha una unidad de control de las condiciones laborales que, en colaboración con la inspección de trabajo, se incrementen las actuaciones de lucha contra el fraude laboral.
0