• eu
  • es

Irabazi Donostia exige al gobierno municipal que no dilapide el patrimonio público para beneficio privado.

Amaia Martin, portavoz del grupo municipal Irabazi Donostia (plataforma compuesta por Ezker Anitza-IU, Equo e independientes), ha exigido al gobierno municipal que no dilapide el patrimonio público para beneficio privado, en relación con el proyecto de construcción de una instalación para crear olas artificiales en Donostia.

Martin ha realizado estas declaraciones tras el anuncio ayer por parte del edil del PSE Ernesto Gasco, de la intención de “ceder” a la empresa Wavegarden entre 3 y 4.000 metros cuadrados de terreno público para la construcción de una instalación de olas artificiales en Donostia. Para Martin, “esta no es la manera en la que una administración pública tiene que gestionar el patrimonio público, en definitiva de toda la ciudadanía donostiarra”.

Según la portavoz de Irabazi Donostia, para llevar a cabo ese tipo de operaciones el gobierno municipal tiene que cumplir con todo un procedimiento administrativo y con la normativa urbanística; sacar a concurso público el proyecto, poner un precio a los 4.000 metros cuadrados de suelo público, y adjudicarlo a quien mejore la oferta; exactamente igual que se ha hecho por ejemplo con Ilunbe, o como se hace con otras instalaciones de propiedad municipal. De lo contrario, el gobierno municipal podría estar incurriendo en un delito.

Sin entrar a valorar el proyecto de ola artificial en sí, Martin, ha calificado de “despropósito” la forma en la que ayer el representante del gobierno municipal del PSE lo dio a conocer, y le ha recordado que “su labor como parte del gobierno es velar por el buen uso de los recursos públicos, y no la de favorecer con esos recursos proyectos para beneficios privados”. Además, la portavoz del grupo municipal, ha manifestado que el gobierno también vulneraría el principio de igualdad si pretende “ceder” a una empresa concreta ese suelo, ya que hay infinidad de personas autónomas y pequeñas empresas que no reciben ese trato de favor.

Finalmente, Martin ha informado de que su grupo municipal estará al tanto de las pretensiones del gobierno municipal, y hará todo lo que esté en su mano para impedir actuaciones irregulares que vayan en contra del patrimonio público, es decir de toda la ciudadanía donostiarra.

0